Zgomot

March 1, 2007 at 1:34 am (Et cetera)

Zgomot procede del vocablo serbo-croata glomot y significa “ruido” . Es una de mis palabras favoritas de la lengua rumana, por su sonoridad y expresividad. Os animaría a pronunciarla en voz alta (la “z” inicial como una “s” sonora). ¿No es sencillamente maravillosa? Zgomot.

zgomot 

Mucho “zgomot” montaron el otro día los del diario Ziua. Se pusieron a elaborar un artículo destructivo contra el intelectual Gabriel Liiceanu, porque al parecer el director de Ziua, Sorin Rosca Stanescu, es un enemigo declarado de la ministra de justicia Monica Macovei (dicen que es porque está envuelto en el caso “Rompetrol”), ministra de la cual Liiceanu es un destacado defensor. Así que echaron encima del señor Liiceanu toda la mierda a su alcance: Que si traicionó a su maestro vendiéndolo a los comunistas, que si antes del 89 era marxista, que si trucó las fechas de algunos artículos para aparecer como disidente anticomunista…

Zgomot.

¿Cómo saber si las acusaciones son verdad o no sin dedicarle mi valioso tiempo? Porque normalmente no me interesaría profundizar en un tema como este (ni siquiera conocía al señor Liiceanu antes de este asunto). Sería ruido en mi cabeza, un titular, un nombre y unas acusaciones en un diario que apenas frecuento. Pero la noticia tenía un detalle curioso: Se acusaba al profesor Liiceanu de plagiar al filósofo Martin Heidegger, padre de la fenomenología moderna. La acusación de plagio tuvo una fuerte repercusión mediática, hasta el punto de que la Sociedad Rumana de Fenomenología tuvo que salir en defensa del profesor Liiceanu: “Las acusaciones son ridículas“.

Todo ese zgomot filosófico-mediático con acusaciones de plagio incluidas acabó despertando mi interés. Así que acudí a la caja de Pandora. Busqué el artículo original de Ziua y, obviando las demás intrigas sobre el vilipendiado profesor Liiceanu, me concentré en el asunto del plagio.

 
Gabriel Liiceanu y Martin Heidegger

La noticia reconoce que Liiceanu es una eminencia en la filosofía de Heidegger (de hecho ha traducido al rumano cuatro volúmenes del filósofo alemán, incluida su obra clave, Ser y Tiempo). Se nos dice que el volumen Referencias en el camino del pensamiento (M. Heidegger, traducción de G. Liiceanu y Th. Kleininger, ed. Politica 1987) Liiceanu incluye una pequeña nota aclaratoria antes de cada capítulo. Y que en esas notas aclaratorias ha plagiado a Heidegger, incluyendo frases y conceptos de éste. “¡Plagio!”, leemos.

El zgomot desaparece cuando aislamos las interferencias e intentamos ver los hechos. Más allá de la propia polémica. Todo el zgomot del caso Liiceanu-Heidegger se reduce a esta verdad: El incauto profesor ha “plagiado” al gran filósofo en una traducción de una de sus obras. Absurdo: ¿Cómo puede plagiarse en una traducción al autor del libro que estás traduciendo?

Como dicen que decía el padre de la comunicación política moderna, Joseph Goebbels: “una mentira repetida mil veces se convierte en una verdad“. Eso ha intentado Ziua.

Probablemente lo haya conseguido con mucha gente.

PD: “Dicen que decía Goebbels”, porque en realidad jamás dijo algo así, que se sepa. En internet hay unas 70.000 webs que reproducen esta cita y se la atribuyen a Goebbels; ninguna indica la fuente… excepto dos: http://en.wikiquote.org/wiki/Joseph_Goebbelswww.calvin.edu/. Aquí se encuentran todos (o casi todos) los discursos y escritos de Goebbels traducidos al inglés. Al parecer, lo que realmente dijo fue que “Churchill se aferra a sus mentiras, y, de hecho, las repite hasta que él mismo se las cree” (Aus Churchills Lügenfabrik, 12 de febrero de 1941). Nada que ver con la famosa frasecilla.
Y aunque 70.000 webs lo repitan sigue sin ser verdad: Goebbels nunca dijo la frase por la que es celebrado. Y Liiceanu no plagió a Heidegger. Y mientras haya personas capaces de abstraerse del zgomot que lo llena todo, e interesarse por la verdad, seguirá existiendo la verdad.

Joseph Goebbels, padre de la comunicación política moderna

Advertisements

6 Comments

  1. pablo said,

    “Si uno dice la verdad, puede estar seguro de que tarde o temprano será descubierto.”

    Oscar Wilde.

  2. Pedro said,

    Qué casualidad!

    Precisamente la busqué la semana pasada en el diccionaro porque me sonaba a hungaro a saco. Qué cosas!

  3. Gigi said,

    Pablo: Me gusta la frasecilla de Oscar Wilde, es cínica en la forma e ingenua en el fondo. No la conocía.

    Pedro: Es lo que digo yo, una de las palabras más curiosas de la lengua rumana. Suena muy raro.

  4. Banyuken said,

    Como siempre, Oscar, me quito el sombrero ante tu post: la sonoridad de la palabra es evidente, tu curiosidad de autentico hacker no tiene limites, tu perseverancia de hormiga no le va a la zaga, y la brillantez de tus conclusiones… todo eso hace que casi siempre te aplauda y te de la razon. Pero en este caso, no puedo hacerlo al 100%.

    Veras.

    Te voy a decir por que no.

    Pero no se lo digas a nadie.

    La verdad no existe.

    Te lo digo yo. Verdad de la buena.

  5. Blogueo, luego existo said,

    […] conocimientos del rumano, ya que me encanta como suena esa palabra. Gradina… no es tan sonora como otras, pero a mi me […]

  6. Cualquiera said,

    “Man muss die Lügen oft genug wiederholen, dann glaubt am Ende
    jeder dran.”
    “Se tiene que repetir suficientemente la mentira, así al final todo el mundo se la cree” aparece en el diario personal de Goebbels.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: